Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 26 de mayo de 2011

Inalcanzable



Viviendo un sueño inalcanzable
en la autonomía de lo perdido,
quien alguna vez ha caído vencido
sabe bien que nada es rescatable.

Sobrevivo, no hay fuerzas para más.
Caigo en el idealismo subversivo,
que no deja saber si aún estarás
para conciliar el sueño del olvido.

Maldito tiempo sin destino
que no para de labrar sandeces,
donde cautiva el recuerdo abatido,
dejándote envuelta en pelotudeces.

Miro, busco un hueco en el muro
para poder comprobar que respiro
y en el tacto invisible de algún futuro
sólo contemplo angustia de donde miro.

Y quieta en la arista de esta nostalgia,
cual malabarista tentador de su suerte
que sólo puede imaginar su muerte,
rodeado del pasado en su vigilia.



Espinosa, Natalia Ruth
Seudónimo: una lágrima
Alias: Natys Ruths


Nota: Hace mucho no actualizaba, he tenido un par de plagios que quitaban las ganas de seguir publicando. He luchado largamente para hacer que retiren mis poemas, espero no volver a encontrarme en esa situación de nuevo.

domingo, 26 de diciembre de 2010

Transformación infantil







Cuenta algún cuento
que dos más dos son seis,
que ahí en la cueva

no vive un oso
sino un lindo ciempiés.
También comentan

que fue la abuela
quien se lo mandó al lobo,
y no al revés.

Como los chanchos
que tenían mansión
y Mercedes Benz.

O pulgarcito
que caminaba pobre
dando traspiés.

Así ya ves
al cuento lo cambié
¿qué vas a hacer?


Natalia Ruth Espinosa
Seudónimo: una lágrima
Alias: Natys Ruths


Nota: Haikus encadenados, con un rebote de una sílaba imposible de modificar.

sábado, 25 de septiembre de 2010

Síndrome parasitario


Dicen que son como gusanos
los que deambulan sin sentido,
los que cogen de tu ombligo
la sangre que en ellos no cabe.


Demagogia de sentidos
sin sutileza y sin perdón,
se desperdiga la basura
(con afán de la razón)
y se vuelve empedernido
el ciclo y la ruptura.


A tal semejante envergadura
de parásito sin sazón,
de correr por caradura
(al compás de la canción)
no traiga luego lastimaduras
pa' venir por un perdón.


Pues entonces a mi fortuna
de cohibir la colisión
vengan todos a patear
(por intrínseca situación)
al parásito bolas crespas
que no tiene mi atención.



Espinosa, Natalia Ruth
Seudónimo: una lágrima
Alias: Natys Ruths
Fecha: 26/09/2010

viernes, 20 de agosto de 2010

Prefiero los chicos malos

Prefiero los chicos malos



Prefiero que no anden con muchas vueltas
ni que pretendan ser dulces o simpáticos,
tampoco frases hechas de esas sueltas
que vuelan al aire como sonidos carismáticos.


Los chicos buenos siempre piden permiso
y no es que los prefiera desconsiderados,
sino que a veces, de vez en cuando
es bueno que no todo sea moderado.


Pretendo que al momento de los besos
no empiecen por los dedos de una mano,
simplemente que esos labios traviesos
envuelvan lo sutil y lo arcano.


Por eso prefiero los chicos malos
de esos que no tienen todo planeado
que son algo brusco a la hora de los tratos
pero que saben bien que gusto tiene el pecado.




Natalia Ruth Espinosa
Alias: Natys Ruths
Seudónimo: una lágrima
Fecha:19/08/2010

sábado, 19 de junio de 2010

Luto blanco


Duele silencio


de recuerdos marchitos

mi luto blanco.

miércoles, 28 de abril de 2010

Llanto fúnebre

Un llanto fúnebre

rompe los ojos secos

de tal tristeza.

domingo, 21 de marzo de 2010

Día Mundial de la Poesía



De soslayo contemplo la hendidura
que deja mi pluma en un papel arrugado,
me enamora las curvas que suave dibuja
aquel trazo de verso abandonado.


 
Vuela libre en su mundo letrado

la tinta indiferente a la arquitectura,
tan sutil entre el hombre abarrajado
y entre mil de tan poca lectura.

 

Marcando en el cielo la abertura
de aquel punto por más remarcado
que esboza en la más tierna cordura
lo más complejo pero abreviado.

Cuando arremete el papel abrumado
es tan bello el caudal de su locura,
que la tristeza es tan sólo el acabado
de una lágrima que grácil desfigura.

Se adhiere como al fango la herradura
deslizando su paso entre enamorados,
o quizás como espada a una armadura
procurando paz en corazones desahuciados.

Y junto a ella marcha mi pecho abrigado
su coraza de sentimientos que amura
socava mi llanto del túnel clavado
devuelve a mis ojos la ternura.



 

Espinosa Natalia Ruth
22/03/2010